La mariposa Monarca, especie pequeña pero poderosa, une a tres naciones.

​En la Ciudad de México se celebra el “Mes de las Mariposas Monarca”, el mariposario del zoológico de Chapultepec ofrece visitas guiadas y proyecta distintos materiales audiovisuales que permiten conocer más a esta especie. Además, expertos en este insecto darán charlas cada viernes sobre el ciclo de vida, las amenazas que enfrenta y las labores de conservación, asimismo, será posible apreciar la muestra fotográfica del Pr […]

​En la Ciudad de México se celebra el “Mes de las Mariposas Monarca”, el mariposario del zoológico de Chapultepec ofrece visitas guiadas y proyecta distintos materiales audiovisuales que permiten conocer más a esta especie. Además, expertos en este insecto darán charlas cada viernes sobre el ciclo de vida, las amenazas que enfrenta y las labores de conservación, asimismo, será posible apreciar la muestra fotográfica del Programa “Soy Monarca” de la Conabio.

La mariposa Monarca (Danaus plexippus) migran hasta 4 mil 200 kilómetros desde Canadá y Estados Unidos para pasar el invierno en bosques templados mexicanos.


“Una de las especies más emblemáticas que une a tres naciones: México, Estados Unidos y Canadá. Un importante símbolo cultural y ecológico en México como es la mariposa Monarca”, de acuerdo con Gloria Tavera Alonso, directora Regional Centro y Eje Neovolcánico en la Comisión Nacional de Áreas Naturales Protegidas (Conanp), podrá ser visitada por los capitalinos, quienes tendrán la oportunidad de conocer las distintas etapas de vida por las que pasa este insecto.

A partir del 6 de abril y hasta el 8 de mayo, el Mariposario del Zoológico de Chapultepec –visitado por más de tres millones de personas cada año– exhibirá a esta especie, con la finalidad de que la gente tome conciencia sobre su importancia y su conservación. Los visitantes conocerán de cerca a la mariposa Monarca, podrán aprender sobre su biología, migración e hibernación.

Guillermo Harada Zagoya, director del Mariposario señaló que “es importante que las personas asistan para que conozcan qué es lo que pasa con el fenómeno migratorio. Pareciera que es una especie muy chiquita, muy endeble, pero al final es una especie muy poderosa, es la que hace la migración más larga, la que hace una migración increíblemente lejana que pasa por diferentes climas para llegar a nuestro país y tener el momento de reproducción, entonces debemos concientizar sobre su protección”.

“Tenemos que ser muy conscientes de cuidar nuestro medio ambiente, ya tenemos doble Hoy No Circula, lo cual es un jalón de orejas para todos nosotros para decir ‘tenemos que hacer algo bueno y tenemos que ayudar al mejoramiento del lugar donde vivimos, para tener un mejor aire que respirar y cuidar nuestras especies”, agregó.

​Durante el “Mes de las Mariposas Monarca” –recién inaugurado– se ofrecerán visitas guiadas y se proyectarán distintos materiales audiovisuales. Además, expertos en este insecto darán charlas cada viernes sobre el ciclo de vida, las amenazas que enfrenta y las labores de conservación, asimismo, se podrá apreciar la muestra fotográfica del Programa “Soy Monarca” de la Conabio.

La mariposa Monarca (Danaus plexippus) migran hasta 4 mil 200 kilómetros desde Canadá y Estados Unidos para pasar el invierno en los bosques templados que se encuentran en los límites de Michoacán y el Estado de México y que conforman la Reserva de la Biosfera Mariposa Monarca. 

“El fenómeno migratorio de las monarca es único del continente americano y representa la segunda migración más grande de insectos del mundo. Conservarlo es una responsabilidad de los tres países que lo comparten –Canadá, Estados Unidos y México- y de sus ciudadanos. El Mes de la Monarca nos da la posibilidad de conocer a estas mariposas, admirar su fortaleza y trabajar para hacer frente a sus principales amenazas: la reducción de su hábitat en Estados Unidos debido a la disminución del algodoncillo por el uso de herbicidas y el cambio de uso del suelo, la deforestación y degradación forestal por la tala ilegal en los sitios de hibernación en México, y las condiciones climáticas extremas en Canadá, Estados Unidos y México”, explicó Omar Vidal, Director General de WWF en México.

Tavera subrayó que “México realiza importantes esfuerzos para la conservación de este espectacular fenómeno migratorio, tanto en la ruta migratoria como en el hábitat de hibernación y se cuenta con una amplia red de monitoreo ciudadano donde participan la sociedad civil, academia, los tres órdenes de Gobierno, ejidos y comunidades en 13 estados de la República Mexicana: Coahuila, Nuevo León, Tamaulipas, San Luis Potosí, Querétaro, Zacatecas, Guanajuato, Puebla, Tlaxcala, Hidalgo, Morelos, Estado de México, Michoacán, además de cien guardaparques de 26 Áreas Naturales Protegidas Federales y 29 estatales. La información obtenida ha permitido ir trazando la ruta migratoria en México para desarrollar estrategias de conservación en los sitios de paso o los que son utilizados por las monarca para alimentarse y pernoctar”.

WWF y la Fundación Telmex-Telcel llevan a cabo el programa de educación ambiental “La naturaleza en tu escuela” en secundarias públicas y privadas del país con el fin de concientizar a los jóvenes sobre las amenazas que enfrenta la monarca y los servicios ambientales que aporta junto con los bosques.

​SE/Especiales.